lunes, 6 de marzo de 2017

Cancelaciones directas de CFDI vs casos que requieren aceptación

Por: Javier Romero - EDICOM


Uno de los principales retos a vencer desde el nacimiento de CFDI ha sido el mal uso que se le ha dado al proceso de cancelación derivado de su definición carente de limitantes operativas. Es bien sabido que se ha convertido en una mala práctica la cancelación de CFDIs unilateral y sin previo aviso a la contraparte lo que se traduce en problemáticas al momento de acreditar gastos, efectuar deducciones, etc.


Teniendo clara dicha situación, recientemente el SAT publicó en la RMF para 2017 el procedimiento que deberá seguirse a partir del 1ero de Julio de 2017 para la ejecución de dichas cancelaciones. En concreto se han definido las nuevas reglas para la solicitud al receptor de cancelación, la aceptación del receptor para la cancelación del CFDI y la cancelación del CFDI sin su aceptación.

En el primer caso, cuando el emisor de un CFDI requiera cancelarlo, enviará al receptor del mismo una solicitud de cancelación a través de buzón tributario. El receptor del comprobante fiscal deberá manifestar a través del mismo medio, en un plazo no mayor a 72 horas contadas a partir de la recepción de la solicitud de cancelación de CFDI, la aceptación o negación de la cancelación del CFDI. Si transcurrido el plazo de 72 horas el receptor no realiza ninguna acción, el SAT considerará aceptada la cancelación del CFDI.

Cabe destacar que para ejercer el derecho a la aceptación o negativa de la cancelación del CFDI, se tendrá que contar con buzón tributario.

Dentro de las definiciones publicadas, como se comentaba anteriormente, se definen ciertos casos en los que la cancelación de CFDI puede realizarse directamente y sin solicitar la aceptación del receptor, mismos que se describen a continuación:

  • Que amparen ingresos por un monto de hasta $5,000.00 (cinco mil pesos 00/100 M.N).
  • CFDIs por concepto de nómina.
  • CFDIs por concepto de egresos.
  • CFDIs por concepto de traslado.
  • CFDIs por concepto de ingresos expedidos a contribuyentes del RIF.
  • CFDIs emitidos a través de la herramienta electrónica de "Mis cuentas" en el aplicativo "Factura fácil".
  • Que amparen retenciones e información de pagos.
  • Expedidos en operaciones realizadas con el público en general de conformidad con la regla 2.7.1.24.
  • Emitidos a residentes en el extranjero para efectos fiscales conforme a la regla 2.7.1.26.
  • Cuando la cancelación se realice dentro de las 72 horas inmediatas siguientes a su expedición.

De esta manera, el SAT busca articular un procedimiento que permita reducir o eliminar todas las praxis actualmente populares que generaban conflicto a los contribuyentes receptores de los comprobantes, evitando obstaculizar escenarios en los cuales la cancelación unilateral no implica impacto para el receptor.

lunes, 27 de febrero de 2017

Comercio Exterior 1.1

Por: Saúl González y Alejandro Marín - Pegaso Tecnología


Como se anunció desde la Resolución Miscelánea Fiscal para 2016, una de las nuevas obligaciones fiscales digitales que se integran al modelo electrónico de fiscalización del Servicio de Administración Tributaria (SAT) es el uso del Complemento de Comercio Exterior (CCE) para todas aquellas operaciones de exportación definitiva con clave de pedimento “A1”.

Tres propósitos fundamentales detonaron la necesidad de crear este nuevo complemento: 1) Eliminar las discrepancias que existían entre Pedimentos, COVE y CFDI para operaciones de comercio exterior (estandarización); 2) Tener mayor trazabilidad de las operaciones para efectos de impuestos internos y; 3) Aprovechar los beneficios del CFDI en términos de autenticación, no repudio e inmediatez para la obtención de información aduanera.
La necesidad de contar con un estándar útil tanto para las Autoridades Fiscales como para los Contribuyentes, obligó a aplazar en diversas ocasiones el inicio de su vigencia, pero también abonó a que el complemento se perfeccionara publicándose la primera versión en marzo de 2016 (versión 1.0), actualizándose en enero de 2017 con la versión 1.1. 
La fecha establecida para iniciar con la utilización de cualquiera de las dos versiones es primero de marzo de 2017 (http://www.sat.gob.mx/informacion_fiscal/factura_electronica/Paginas/USO-DEL-COMPLEMENTO-PARA-COMERCIO-EXTERIOR-1.1.aspx).
La facilidad de utilizar la versión 1.0 debe tomarse con cautela, ya que, si la operación en cuestión se encuentra en alguno de los siguientes supuestos, se hace obligatorio el uso del CCE v.1.1:
  • Propietario de las mercancías distinto al receptor en el caso de traslados.
  • Fracción arancelaria no disponible en la versión 1.0.
  • Exportación de mercancías no sujetas a enajenación (consignación, muestras, devoluciones, etc.)
El objetivo de este artículo, a unos días de cobrar vigencia el citado complemento, es el de apoyar a nuestros lectores a confirmar su correcta utilización antes de salir en producción.


Principales diferencias entre versión 1.0 y 1.1:

  • Se extrajeron del estándar 1.1 los catálogos de información tales como Tipos de Operación, Clave de Pedimento, Incoterm, País,  Fracciones Arancelarias y unidad de medida aduana para ser publicados por separado en la página del SAT, facilitando su actualización y no dependiendo de los tiempos de publicación de Modificaciones Misceláneas.
  • Condicionalidad en el uso de nodos y atributos. Con estas indicaciones, se precisa que cuando determinado supuesto se presente, el nodo o atributo que era opcional se convierte en requerido, por ejemplo: MotivoTraslado es requerido cuando la exportación solo se trata de un traslado de mercancías.
  • Se agregaron atributos para detallar el domicilio del emisor y receptor del CFDI, dado que en la nueva versión de CFDI (3.3) ya no existirán estos bloques de información.
  • Se agregaron atributos para identificar al Propietario de las mercancías, en caso de que el motivo del traslado sea por envío de mercancías de terceros.
  • Se puede indicar más de un destinatario por CFDI.
Para facilitar el entendimiento de las diferencias entre versiones del CCE 1.0 y 1.1, se acompaña el siguiente gráfico:









Aspectos fundamentales a considerar:

  • El CCE en su versión 1.1. ya puede utilizarse en CFDI de Ingreso, Egreso y Traslado. La versión 1.0 solo en CFDI de ingreso.
  • El Motivo de Traslado se convierte en requerido cuando las mercancías exportadas no son objeto de enajenación o siéndolo, sean a título gratuito.
  • El atributo “NumeroExportadorConfiable” se convierte en requerido únicamente para exportaciones a la Unión Europea y es el número de exportador autorizado.
  • Atributo “Subdivision”. La subdivisión se refiere a aquellos casos en que las mercancías especificadas en el CCE se trasladen en más de un medio de transporte.
  • El Tipo de Cambio USD a utilizar, debe ser acorde a lo establecido en el tercer párrafo del artículo 20 del Código Fiscal de la Federación
  • Considere la actualización de los catálogos de clientes/partes relacionadas en el ERP/Sistema Administrativo, específicamente en cuanto al “Tax ID”, toda vez que el valor que se incluya en los atributos “NumRegIdTrib” para Receptores y Destinatarios será validado por el PAC en cuanto a estructura (i.e. Canadá) y en algunos casos se validará su vigencia y existencia en bases de datos del SAT (para México a la fecha de publicación de este artículo y próximamente Estados Unidos).
  • Cuando derivado de que la fracción arancelaria indique una unidad de medida que deba convertirse mediante cálculos aritméticos y que, en combinación con el tipo de cambio, el resultado no corresponda exactamente al monto original, una de las validaciones que deberán realizar los PAC es que el “ValorDolares” se encuentre dentro del rango del límite inferior y superior calculado de acuerdo a lo dispuesto en el Estándar del Complemento de Comercio Exterior v.1.1 publicado en la página del SAT. 
  • Número de Identificación entre mercancías y conceptos debe ser el mismo para poder verificar que ambos bloques de información tengan consistencia y no hay posibilidad de indicar el mismo número de identificación en dos conceptos en el mismo CFDI, es decir se debe ocupar un solo concepto y en cantidad debe venir el número total.

1  Artículo 22 del Anexo 1 del Tratado de Libre Comercio con la Asociación Europea. 

2  “Para determinar las contribuciones y sus accesorios se considerará el tipo de cambio a que se haya
adquirido la moneda extranjera de que se trate y no habiendo adquisición, se estará al tipo de cambio
que el Banco de México publique en el Diario Oficial de la Federación el día anterior a aquél en que se
causen las contribuciones. Los días en que el Banco de México no publique dicho tipo de cambio se
aplicará el último tipo de cambio publicado con anterioridad al día en que se causen las contribuciones.” (CFF Art. 20, párrafo tercero)

jueves, 22 de diciembre de 2016

Nómina Digital

Por: Maria Fernanda Freyermuth - Reachcore

Dentro de las mejoras que el Servicio de Administración Tributaria ha vislumbrado como parte del proceso de modernización para el 2017 y 2018, se encuentra la nueva versión del Complemento de Nómina (versión 1.2), mejor conocido como Nómina Digital.

A través de su implementación, será posible recopilar información de calidad en este rubro, facilitando la interacción entre la autoridad fiscal y los contribuyentes, con beneficios inmediatos como la abrogación de la Declaración Informativa Múltiple de Sueldos y Salarios a partir del ejercicio 2017. Esto quiere decir que los patrones ya no estarán obligados a enviar dicha declaración en Febrero del 2018.

Las modificaciones para la Nómina Digital deberán ejecutarse en las plataformas tecnológicas de los empleadores, al mismo tiempo que se hará en los componentes de su Proveedor de Certificación de CFDI  Autorizado (PCCFDI o PAC). Esta actualización permitirá que se ejecute de forma automática la validación de información de cada recibo de nómina, lo cual es relevante, dado que cada mes, alrededor de 1 millón de empresas generan aproximadamente 75 millones de recibos de nómina para 33 millones de trabajadores en México.

Hoy, nuevamente se demuestra que, el papel de los PCCFDI es crucial para los distintos sectores patronales del país, ya que estas empresas, capacitadas por el SAT, cuentan con el conocimiento necesario para orientar a sus clientes y poder definir la estrategia más adecuada en la implementación de estos cambios, ejerciendo su función de socio de negocio y consultor tecnológico.

Aun cuando la no adopción de la nueva Nómina Digital no tendrá sanciones por parte de la autoridad tributaria, es importante destacar que no será posible aplicar deducciones a los comprobantes que no contengan la información solicitada en la versión 1.2 del complemento de nómina, de acuerdo con las nuevas disposiciones fiscales. Solo cumpliendo con los nuevos requisitos se podrá hacer deducible el impuesto sobre la renta de la nómina laboral. Adicionalmente, los PCCFDI ya no podrán certificar los comprobantes que utilicen la versión 1.1 del complemento a partir del 1ro de Enero de 2017.


Si usted es un patrón, notará cambios en los siguientes escenarios: verificaciones manuales para garantizar la congruencia en los valores y resultados de los rubros (validaciones aritméticas automáticas en los distintos montos que componen el comprobante), emisión de recibos con RFC del trabajador incorrectos, escenarios ambiguos al emplear fondo de pensiones o fideicomisos, reportes de cantidades que no forman parte del ingreso del sueldo del empleado para no levantar una discrepancia fiscal, como viáticos o préstamos, y definición de sinónimos y abreviaturas debido al uso de nuevos catálogos homologados por la autoridad.

Implementación de las Reformas a la Ley Federal de Sociedades Mercantiles


Por: Elsa Regina Ayala y Denise Carla Vázquez - Secretaría de Economía

Las micro y pequeñas empresas constituyen una herramienta fundamental en el nivel de desarrollo de un país, ya que permiten, entre otros factores, crear nuevos empleos, impulsar la innovación, aumentar la competitividad y el dinamismo de los mercados.

Por otro lado, procedimientos de constitución de empresas complejos, reglamentación excesiva, restricciones en el ámbito jurídico, financiero y cultural provocan un ambiente propicio para la informalidad. 
A lo largo de las últimas décadas, en muchas economías (Alemania, Colombia, Emiratos Árabes Unidos, Estados Unidos de América, Francia, India, Japón, Nueva Zelanda, Reino Unido, Singapur, entre otros) se ha observado el aumento del interés por formas societarias simplificadas ya que ha permitido a las micro y pequeñas empresas aumentar su capacidad, al operar mediante esquemas fáciles y flexibles de administración y a través de una forma económica y asequible para separar los bienes personales de los que correspondan a sus negocios.

Sociedad por Acciones Simplificada

El 9 de febrero de 2016, la Cámara de Diputados aprobó modificaciones a la Ley General de Sociedades Mercantiles que permitirán que más emprendedores se constituyan como empresas, mediante un nuevo régimen societario llamado Sociedad por Acciones Simplificada (SAS). Esta reforma fue aprobada por el Senado de la República el 9 de diciembre de 2015 y publicada en el Diario Oficial de la Federación el 14 de marzo de 2016.

Características 

La SAS tiene por objeto combinar los aspectos más favorables del derecho tradicional societario con las estructuras más flexibles y accesibles para las empresas. Este nuevo régimen societario facilita la constitución de las empresas, protegiendo la economía de las familias al crear un mecanismo mediante el cual no se arriesga todo el patrimonio y se adapta a las necesidades de los emprendedores al operar mediante esquemas fáciles y flexibles de administración a través de una forma económica.  

La constitución de las SAS no tendrá costo y se realizará en  24 horas a través de medios electrónicos.

Proceso de constitución

  • En el portal estarán disponibles estatutos proforma.
  • Se integrará un contrato social firmado electrónicamente por todos los accionistas mediante la firma electrónica avanzada emitida por el SAT.
  • Para asegurar un proceso de toma de decisión sencillo, claro, oportuno y eficaz, se establecen disposiciones modelo sobre la dirección y administración de la sociedad.
  • El emprendedor tendrá la seguridad que sus bienes personales quedan separados de los que corresponden a la sociedad, para efectos de responsabilidad frente a terceros, protegiéndolo de los riesgos a los que pudieran verse expuestos en el desarrollo de las actividades de la sociedad. 
  • La estructura de la sociedad simplificada procurará el crecimiento de la empresa y permitirá que progresivamente pueda adoptar formas más sofisticadas de operación y administración.
  • Podrán ser constituidas por uno o más socios (personas físicas).
  • No requiere de capital mínimo.
  • Podrá utilizar medios electrónicos en la toma de decisiones. 

A noviembre de este año, se han registrado 2,553 personas en la Plataforma para la Constitución de Sociedad por Acciones Simplificadas, 475 empresas han obtenido su Registro Público de Comercio y 254 obtuvieron su Registro Federal de Contribuyentes emitido por el Servicio de Adminsitración Tributaria. 
El Gobierno de la República sigue trabajando para que también puedan obtener la e-firma de la sociedad así como el alta patronal en el IMSS, todo ello sin limitaciones de horario y sin costo alguno.  

miércoles, 5 de octubre de 2016

Evolución de la Factura Electrónica en México


Por: Adrián Guarneros Tapia - SAT

Dentro de las tareas que corresponden al Servicio de Administración Tributaria (SAT) de México, está la de crear las condiciones más propicias posibles para que los ciudadanos cumplan con sus obligaciones tributarias. En este empeño hemos optado por las tecnologías de la información y de la comunicación en la mayoría de los procesos, incluyendo un esquema de facturación electrónica por Internet, que tiene como antecedente original la comprobación fiscal en papel, y como antecedente inmediato la facturación electrónica.

Esquema de comprobación fiscal en papel (1873-2004)

Se caracterizó por el uso de la factura comercial impresa en papel, a la que se le incorporaron requisitos
fiscales para que sirviera como un medio para la verificación de gastos e ingresos de los contribuyentes. Se utilizaba como comprobante de gastos en un sinfín de operaciones, y la facilidad para su falsificación dejaba en desventaja a la administración tributaria al no contar con elementos confiables que identificaran la compra de facturas con registros y nombres de emisores falsos, dando como consecuencia devoluciones de fuertes cantidades por saldos a favor.

Esquema de facturación electrónica por digital (2004 –2013)

Surge como solución para controlar el registro correcto de los datos fiscales en los comprobantes, y
asegurar que éstos no pudieran ser alterados o rechazados por los contribuyentes. En su diseño se implantan soluciones tecnológicas para generar, procesar, transmitir y resguardar archivos electrónicos con documentos de comprobación fiscal.
Este esquema cambió radicalmente la forma de comprobación fiscal en México: para emitir facturas
electrónicas, el contribuyente requiere contar con firmas electrónicas y certificados de sello digital, además de disponer de un estándar tecnológico basado en lenguaje XML, con lo que registra la información fiscal de manera homogénea y asegura su lectura por sistemas no operados ni supervisados por personas. En este periodo surgen los proveedores de servicios de facturas electrónicas.

Esquema de facturación electrónica digital por Internet (2011- 2016)


En 2011 se instaura una nueva forma de emitir comprobantes fiscales, con la asignación de folios de manera automática y una certificación 100% en línea. La implementación de esta forma ha comprendido la segmentación por tipo de contribuyentes, y su obligatoriedad ha sido escalonada, hasta que en 2014 se establece su emisión obligatoria a todos los tipos de contribuyentes.